DECLARACIÓN DE LA MISIÓN

Las y los afiliados Maryknoll son personas llenas de fe que responden en comunidad al llamado de Dios de participar en la misión de Jesús. Ellas y ellos expresan su compromiso con el Espíritu de Maryknoll en el contexto de Capítulos que se reúnen para orar, reflexionar y actuar. Se desafían unos a otros a ir más allá de las fronteras, tanto locales como globales, para caminar con los pobres y excluidos y luchar por la paz y la justicia para toda la creación. Reconocen que el Espíritu los guía en su caminar y que el amor incondicional de Dios está presente en todas las culturas y los pueblos.

NUESTRA HISTORIA

Con el deseo de vivir nuestro viaje de fe en un mundo cada vez más interconectado, frágil y fragmentado, los Afiliados Maryknoll se reúnen en alrededor de 50 pequeñas comunidades misioneras esparcidas a través de los Estados Unidos, América Latina, Asia y África. Guiados por nuestros cuatro pilares de visión global, espiritualidad, comunidad y acción afirmamos nuestra creencia en que la presencia y amor de Dios invitan a todos los seres humanos a vivir una vida plena. Sea sirviendo a nivel internacional o en las varias culturas que se dan en nuestro contexto local, buscamos de manera especial el ser solidarios con los pobres, los oprimidos y excluidos. De manera continua nos enriquecemos con los encuentros con la vida y experiencias de fe de una diversidad de personas y nos inspira la capacidad del espíritu humano de recuperarse frente a la adversidad y el sufrimiento.

Leer más: NUESTRA HISTORIA